martes, 3 de marzo de 2015

Foxcatcher, sueños truncados

Buen martes, hedwinianos! Hoy lo que vengo a compartir con todos vosotros es una nueva reseña de temática cinéfila, más concretamente el film que analizo es: Foxcatcher.
Es otro film que ha sobrevivido bastante en la cartelera gracias a que la crítica la tiene muy bien valorada y en el apartado de nominaciones también ha conseguido bastantes de las categorías importantes como Boyhood, aunque a diferencia de esta se ha ido quedando en este hecho, consiguiendo en muy pocas ocasiones las estatuillas.

No obstante, debo reconocer que no terminaba de ser un film que me llamara del todo la atención y que me lo empecé a mirar más a fondo o tener interés hace un par de semanas, cuando en las tertulias cinéfilas que suelo tener apareció y lo que me adelantaron fue lo suficientemente llamativo para decidir darle una oportunidad.

Parece que estos meses el recuerdo de la historia está muy presente y volvemos a tener un film con toques reales, existiendo los personajes y los hechos que vamos a ver. Nos cuenta a grandes rasgos la historia de la vida de Mark Schultz, un luchador americano que su sueño era triunfar y ser un referente de su país. En esta historia, aparece su hermano Dave Schultz, otro gran luchador y John E. du Pont, un multimillonario que decide crear un club de lucha y utilizar como bandera a Mark para su Team Foxcatcher.

Que para ser sinceros, aunque en todos los sitios y como protagonista muchos consideran a Mark, en si es la historia de du Pont, demostrando la burguesia americana como era, sus carencias y el daño que puede hacer llegar a manos de gente con carencias afectivas.

También es un acercamiento a la lucha olímpica, viendo lo sacrificado que es ser un deportista de los deportes minoritarios en entrenamientos, pocas ayudas y una utilización política por terceros donde se atribuyen tus logros.

Es por tanto una historia muy dura, con tintes muy tristes pero que intenta en la medida de lo posible acercarse a lo que fue la realidad y concienciarnos de las dificultades de la vida de un atleta profesional.

Otro factor que me gustaría destacar es el elenco, que ha sido escogido muy bien y caracterizado, ya que cuesta identificar por ejemplo a Mark Ruffalo, el Hulk de Los Vengadores de lo cambiado que está para interpretar a Dave Schultz o al cómico Steve Carell como John E. du Pont, que con la prótesis de la nariz y el envejecimiento que le realizan, el cambio también es notable. El único que su cambio físico no se nota tanto es Channing Tatum, actor que anda siendo su año ya que en la gran pantalla está empezando a aparecer en proyectos con repercusión, como por ejemplo El destino de Júpiter.

Por todo esto, hace que sea un film especial y que si sois amantes de los hechos históricos o de que no se endulcen las situaciones os gustará. Pero si en cambio buscáis entretenimiento y sin violencia, si os diría de evitarla.
Reseña de cine: Foxcatcher

No hay comentarios:

Publicar un comentario