lunes, 19 de agosto de 2013

Hedwigan Vission. Capítulo 52

Hoy os voy a traer una frase que me recuerda que hace dos veranos cuando empezó este formato a tener mucho peso (me refiero a poner imagenes y acompañarlas de reflexiones),  publicó una persona en una red social una instantánea que me hizo saltar y soltar la reflexión que voy a trataros hoy.
Y para poder empezar como siempre, os dejo la imagen en cuestión:
Hedwigan Vission 52
La frase de aquel momento venía a decir que se aguantará, que se luchará y trabajará porque al final había recompensa y final feliz... Y salté por no estar nada de acuerdo. Y es que como dice la frase de hoy: el quid de la cuestión no es la meta, si no el camino que recorremos.

Porque los momentos que anhelamos pueden llegar, se pueden cumplir pero son instántes y entonces: qué ocurre? Ya está? Se terminó con ese "final"? Has estado amargado, trabajando incansablemente y siendo un infeliz para ese fin y cuando llega y pasa... Continúas siendo un infeliz?

Donde aprendemos y disfrutamos no es el destino final, si no que el viaje que iniciamos hacía ahí es donde de verdad reside la felicidad. No es importante hacía donde vamos, si no lo que hacemos y como recorremos nuestra vida, independientemente del destino.

Está bien crearse pequeñas metas para focalizar esfuerzos y a medida que se vayan cumpliendo ir añadiendo a la lista nuevas, pero como os digo no hay que cegarse en solo ese hecho o dejar que la obsesión sea tan grande, que no disfrutemos de lo demás.

Este mundo esta regido por tiempo, y este se catalogaría en momentos. Constantemente está en evolución y sin parar, con lo que metas y finales no existen. Bueno si, existe uno que todos pasaremos que es el partir y dejar de experimentar... Y llegados a ese punto si no hemos vivido ni disfrutado de todo el recorrido, no podremos considerar el haber llevado una vida plena.

Así que vive y no te obsesiones con metas. Si lo que haces ahora te hace feliz sigue, vas bien. Pero en el momento que dejes de tener este sentimiento: para, analiza y haz los agustes oportunos, pero siempre buscando tu bienestar ante todo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario