miércoles, 15 de mayo de 2013

Un regalo más por abrir

El pasado 30 de abril fue mi cumpleaños y aunque hice el resumen creyendo que ya no había más por comentar, la semana pasada me lleve la última sorpresa: faltaba un regalito más por abrir. Y encima venía de una tierra que me gusta mucho y de una de las mejores personas que he tenido el honor de conocer.
 En 2012 fue mi amiga Veri quien me sorprendió con un peluche de cacatúa y un imán de Agapornis que guardo con mucho cariño, mientras este 2013 ha sido mi amiga madrileña Ro.
Regalitos Ro
Gestos de este tipo como comenté el año pasado son pequeños y puede que algunos les parezca de poca cosa, pero para mi son grandes alegrías. Que alguien se acuerde de ti en un día tan especial y encima se moleste en buscar un detalle... En serio, no tiene precio.

Yo siempre valoro los pequeños actos y creo firmemente en que son la base y sustento de la felicidad. Da igual que tengas lo último o todos los caprichos, si no sabes valorarlos es lo mismo que si no los tuvieras. Por eso gestos como los de Adrián, Dani o Eva han tenido de mandarme cosillas como seguidores y mostrarme su aprecio lo valoro muchísimo. Decidí hace tiempo disfrutar de todo y... Muchas gracias de nuevo, Ro!!

Que encima demuestra que ya me conoce y me tiene muy bien calada, jajaja. El envoltorio pequeño es una funda para mi teléfono móvil de Naruto. Salen tanto el ninja rubio como Sasuke y pertenece a la saga del Shippuden. Y el bulto más grande, a parte de venir con una super dedicatorio y muy original, dentro tiene un ejemplar del libro El nombre del Viento de Patrick Rothfuss. Es un libro que desde que lo vi por primera vez me enamoré y lo tenía como pendiente en mi librería, pero por una cosa u otra nunca llegaba el momento... Y al fin ya anda por casa.
regalitos Ro
Ahora si que si, no tengo excusa para decir que este año mi cumpleaños no ha valido la pena!

No hay comentarios:

Publicar un comentario