lunes, 17 de diciembre de 2012

Hedwigan Vission. Capítulo 21

Hoy os traigo una reflexión que me hago desde este último boom tecnológico y también debo reconocer que en cierta medida me podría tirar de las orejas también, pues es verdad que las tecnologias juegan una parte muy importante de nuestras vidas y cuesta ponerles un límite de hasta donde están bien empleadas o no. Y más, porque si como yo quieres crecer, trabajar y vivir de ellas, la línea se hace más inexistente.
Os dejo la imagen de hoy y continuamos, para que sepáis por donde van los tiros:
Hedwigan Vission 21
Primero antes de meterme en serio con el tema, comentaros que es una frase que hace tiempo que vi y me caló muy rápidamente, pues como digo yo lo veo y alucino desde que ha llegado la era de los smartphones (o teléfonos inteligentes también llamados en nuestra lengua).
Como todo, hay la parte positiva y negativa de las cosas, no lo voy a negar y como os digo, yo lo vivo. Por ejemplo desde que tengo estos aparatitos pues gente que veía poco o no coincidía en directo, me puedo comunicar antes, puedo seguir sabiendo de mis amigos que viven lejos y que veo en contadas ocasiones... Y como decía en la introducción, pues trabajar con las redes. Por ejemplo sin ellos un trabajo como creador de contenidos, poder actualizar una web al instante en un evento eran horrores y ahora puedes seguir las ruedas de prensa de las marcas mediante los corresponsales que están y al minuto publican lo que va ocurriendo! E incluso puedes preguntar en directo tu también. Esa parte es buena y es lo que ha hecho que crezcamos. Vamos, es una forma sana de utilizar las tecnologías.

Pero al igual que hay la cara positiva, la negativa también está y me sabe mal, pero esa reflexión de Einstein la tenemos ya como una realidad. Cuando salgo a la calle o quedo con gente, me llama la atención como no se es capaz de desconectar. Los tienes enganchados a los teléfonos, a las redes sociales, al whatsapp (o Line, ahora que se esta poniendo de moda), y no disfrutan del momento, como anteriormente se hacía.

Y es que ahora quedar para tomar algo se ha convertido en que se hablen por el teléfono. Si, aunque tengas a la persona delante tuya!! De estas tengo anécdotas varias, como por ejemplo unos chicos que estaban en el tren y estaban así, hablándose con mensajitos, solo comentando alguna cosa del mensaje o si tardaba en contestar, decían: "venga, mira el mensaje que te he enviado". Estas situaciones al igual que ir por la calle y que la gente ande enganchada, sin mirar ni valorar lo que le rodea, me entristece enormemente.

Ya os digo que usarlos bien y como quedada sin problemas, es más, yo misma lo hago. Pero es que estoy pendiente a partir de la hora o cuando he llegado al punto de encuentro, no lo uso mientras voy al sitio para hablar o mirar redes sociales varias, y mucho menos cuando tengo la persona delante, abro una conversa con ella en el teléfono para decirle algo que a viva voz puedo hacer. Y aunque parezca crudo, es la realidad de nuestra sociedad actual.

Nos hemos conectado pero a la misma vez separado. No empatizamos con el que tenemos al lado, no nos preocupa y podemos vivir sin contacto humano, pero como falle el whatsapp o cualquier red social durante unos segundo... Se crea la histeria colectiva.

Creo que hemos llegado a un extremo en que nos toca replantearnos las prioridades y las parcelas de cada cosa donde deben estar. Yo lo tengo claro y aunque algún punto si puede ser desmedido, voy organizándome y acotando más las parcelas, pues desde luego no quiero ser una esclava de las tecnologias, si no que sean mis aliadas y herramientas de trabajo.

2 comentarios:

  1. Para mi es una falta de educación MUY grande quedar con alguien y que esté hablando por el Whatsapp. Es como si invito a alguien a mi casa y me pongo a hablar por msn delante suya... y lo peor es que me lo han hecho mogollón de veces... pero bueno, así estan las cosas.
    Yo personalmente no tengo Whatsapp ni quiero, no tengo internet en el móvil y no me llama la atención tenerlo. Demasiado enganchada estoy ya en el pc como para encima salir y estar pegada al movil mirando las redes y chateando.

    ResponderEliminar
  2. A mi también me lo han hecho mucho y por eso reconozco que era una entrada que le tenía ganas de hace tiempo.

    Yo si tengo internet en el móvil y Whatsapp, y reconozco que usados bien pues son muy útiles. Para organizar quedadas o gestionar proyectos en grupos a mi me va de perlas ese programita o si se queda ir sabiendo. Vamos, en vez de llamadas perdidas uso ese sistema, xD
    Y lo otro pues antes de acostarme cuando estoy fuera de casa suelo aprovechar un momento para mirar las redes y comentar alguna cosilla (en especial, porque mamá suele andar por Face y la pillo antes ahí que en otro sitio xD).

    Pero si quedas o estás con alguien, lo veo muy feo estar con el teléfono enganchado a la mano.
    En esos momentos incluso para que no molesten con ruidos, desconecto el internet, porque en ese momento NO estoy.

    ResponderEliminar